Una herramienta para las empresas mediterráneas

15 octubre, 2019
Una herramienta para las empresas mediterráneas
Yo, que en la piel tengo el sabor, amargo del llanto eterno, que han vertido en ti cien pueblos de Algeciras a Estambul, para que pintes de azul sus largas noches de invierno.  A fuerza de desventuras y tu alma es profunda y oscura. Seguro que estos versos te suenan. Es la famosa canción de Joan Manuel Serrat de Mediterráneo. Para muchos la mejor canción nacional de todos los tiempos. Para otros, una forma de señalar el estilo y la forma de vida de las gentes que tienen la suerte de vivir al lado de este mar.
ir al artículo